Cubierta para piscina de cristal

La cubierta para piscina móvil, automática, transparente y eficiente.

Las cuatro características de esta cubierta de piscina le imprimen un carácter y una personalidad que la hacen única y excepcional.

En las proximidades de París se encuentra la vivienda de nuestro cliente, su objetivo era claro, aumentar el tiempo de ocio en su casa y lo único que le faltaba era poder ampliar los días y horas de utilización de su magnífica piscina climatizada.

Para esta familia el deporte era una máxima, de hecho contaban con un completo gimnasio, una pista de tenis y el completo ideal era la cubierta de piscina para poder intensificar las horas de natación.

El clima como factor clave.

En una zona habitualmente fría y con unas condiciones climatológicas adversas era imprescindible la climatización de la piscina, y más cuando se pretende utilizar todo el año para practicar natación.

Por otro para buscar la eficiencia energética debería de invertir en una cubierta que le garantizara el máximo ahorro. Si no fuera así los días más fríos se estaría “despilfarrando” energía y los días de un clima más suave saltaría sin necesidad el calentador.

Sin dudas el Sistema desarrollado por Pipor cuenta con la cubierta móvil con mayor efectividad de eficiencia energética, pero aun así se decidió aportar más estanqueidad calórica a través de Cristal de seguridad con cámara.

Pipor ha sido la empresa pionera en introducir el cristal de cámara en la Cubierta de piscina.

La versatilidad de la cubierta para piscina móvil.

Cuanta menos estructura haya mejor. Desde un punto de vista visual una estructura entorpece la vista y más cuando te afanas en construir una piscina especial. Sin embargo la solución móvil es un sistema perfecto para estos casos.

En cuanto a los días calurosos, tanto para bañarte como para aprovechar el solado para tomar broncearte lo ideal es disponer de un sistema móvil que favorezca la apertura de una manera sencilla.

La cubierta para piscina móvil de Pipor está diseñada para que una sola persona la pueda abrir y cerrar sin esfuerzo. Ahora bien siempre un sistema automático favorece la apertura y cierre tano solo accionando el mando a distancia.

Lo más asombroso: 100% transparente.

Pero quizás la mayor peculiaridad de esta cubierta de piscina es que absolutamente su acristalamiento se realizó con material transparente.

Los laterales y frontales con Cristal de seguridad con cámara, pero la novedad reside en el techo. En éste se colocó planchas de policarbonato transparente. La sensación de ver el cielo nítido tanto de día como de noche era un requisito imprescindible.

El resultado final de la cubierta superó lo esperado por el propietario y nos lo reconoció invitándonos a realizar otra cubierta en su segunda residencia.

Y es que sin duda en Pipor lo mejor que tenemos son nuestros clientes.

Solicita Presupuesto
Te llamamos